El déficit de nuevas viviendas se cubriría con US$ 2.800 millones


El Paraguay tiene una situación estable, macroeconómicamente hablando, desde hace ya varios años.

La inflación se ha mantenido en niveles inferiores a los 2 dígitos desde el año 2007 y desde el año 2000 ha superado este nivel solamente en 2 años (2002 estuvo en 14,6% y en 2006 alcanzó el 12,5%) y el Producto Interno Bruto (PIB) ha crecido en un 3,5%, en promedio, en el transcurso de esta década.

Pero esta situación de estabilidad y crecimiento no se refleja del todo en los niveles de vida de la sociedad paraguaya, la pobreza aún sigue afectando a una importante parte de la población que no puede acceder a servicios y bienes considerados básicos para el desarrollo pleno de las personas.

Por esta situación muchas ONG’s realizan gestiones buscando subsanar estas deficiencias, es así que Hábitat para la Humanidad, capítulo Paraguay, en una investigación realizada encontró que el déficit habitacional actual asciende a 1.100.000 viviendas.

Una salida a esta situación debería ser prioridad del nuevo Gobierno ya que una vivienda digna, con acceso a los servicios básicos, es una de las bases primordiales para mejorar el nivel de vida de una sociedad.

Las mismas Inversiones Públicas en otros sectores como Educación y Salud tendrían también un mayor impacto si este déficit fuera paliado.

De este valor establecido en el estudio, el 13% corresponde a las viviendas nuevas que deben ser construidas, mientras que el restante corresponde más bien a mejoras necesarias en las viviendas para que estas puedan estar acordes a unos niveles de vida considerados básicos.

CONSTRUCCIONES

Se podría fijar como objetivo de política que guíe al sector de las construcciones por los próximos 5 años, la erradicación de este déficit de nuevas viviendas (aproximadamente 143 mil casas).

Una opción sería recurrir a una nueva modalidad que se está empezando a desarrollar en nuestro mercado, la construcción de casas prefabricadas.

Estas tienen un costo muy inferior al de las construcciones tradicionales, además de un menor tiempo de entrega (ronda los 5 a 10 días).

Si considerásemos una casa estándar (1 u 2 habitaciones, cocina-comedor, sala y baño) de esta clase su precio rondaría entre los G. 50 ó 60 millones en promedio, nuestro déficit pasaría ahora por el terreno en el que estaría ubicada esta casa.

Para subsanarlo se supone que el terreno estándar que posee las dimensiones adecuadas para esta clase de construcción cuesta aproximadamente G. 30 millones.

Con esta información se estima un valor aproximado del nivel necesario de fondos para intentar paliar el déficit habitacional existente en el Paraguay.

Siempre y cuando se consiga una distribución perfecta de estos fondos y se mantengan los precios que se suponen en la construcción, que suelen ser bastante volátiles.

La inversión anual promedio debe alcanzar valores de aproximadamente US$ 560 millones a lo largo del próximo periodo de gobierno. Con esto, se hace necesario cerca de US$ 2.800 millones en inversión para mitigar el déficit señalado, probablemente uno de los más importantes a ser atendidos para mejorar la calidad de vida de las personas.

Fuente 5dias