La Junta Municipal de Asunción aprobó ayer la ordenanza provisoria que regirá sobre esa avenida. La normativa permite concesionar la instalación de carteles de 50 metros cuadrados cada cien metros.

A una situación de polución visual condenó ayer la Junta Municipal a la avenida Costanera, al aprobar la colocación de anuncios publicitarios de hasta 50 metros cuadrados cada 100 metros, a lo largo de sus 3,8 kilómetros, en el marco de la ordenanza provisoria que regirá en ese punto ribereño. El dictamen fue planteado por las comisiones de Planificación, Urbanismo, Ordenamiento Territorial y Especial de Franja Costera.

La polémica resolución pasa a la Intendencia para su promulgación o veto, llegará a esta instancia en 8 días aproximadamente debido a los trámites burocráticos.

La normativa fue aprobada a pesar del cuestionamiento de algunos concejales, como Rafael Villarejo, quien dijo que las gigantografías atentan contra el carácter paisajístico de la zona y el espíritu de reconciliación de la capital con su río.El reclamo del edil Elvio Segovia de achicar al menos a 20 metros cuadrados cada cartel o ubicarlos cada 300 metros, en caso de mantenerlos en el tamaño planteado, cayó igualmente en saco roto.

El artículo 17 de la pretendida normativa menciona que se podrán colocar columnas y postes portadores de pantallas LED o de tecnología superior que deban, además de exhibir publicidad, brindar información útil a los usuarios de la avenida.

Contradictoriamente, este punto hace hincapié en que la ubicación de estos elementos estará sujeta a previa aprobación por parte de la Intendencia tras considerar aspectos relacionados a la polución visual, medioambiental, paisaje urbano y seguridad.

A sugerencia del edil Juan José Arnold, quedó determinado que no se permitirá publicidad política, a lo que su par Yamil Esgaib agregó los de tinte religioso o mensajes sobre alcohol y cigarrillos.

VENDEDORES. Por otra parte, la corporación estableció el acceso de vendedores ambulantes a la Costanera, poniendo como una de las condiciones que la Intendencia priorice, al momento de concesionar espacios de locales, a asociaciones de trabajadores informales del entorno de esta nueva avenida capitalina.

Con esto, el cuerpo de concejales rechazó la propuesta inicial de que la empresa concesionaria sea la responsable ante el Municipio de la calidad de prestación de los servicios y de los productos proveídos por los mismos.

Por otra parte, quedó expresamente prohibido el ingreso de bañistas a las contaminadas aguas de la bahía de Asunción, quedando a cargo de la Dirección de Defensa al Consumidor el monitoreo de la situación.

Asimismo, el cuerpo legislativo comunal determinó que la velocidad máxima de circulación en esa vía de comunicación será de 60 kilómetros por hora y que los fines de semana, feriados y casos excepcionales esa condición será reglamentada por el Ejecutivo Municipal.

El estacionamiento sobre la calzada solo estará permitido en un horario comprendido entre las 6.00 y las 20.30, de lunes a viernes; la Intendencia hará la reglamentación.

Fuente UH

Autor/es:

Loading Facebook Comments ...
Te gustó el contenido de este sitio? Suscribite aquí y recibirás períodicamente las nuevas publicaciones en tu e-mail.

Vea también...